jueves, 2 de septiembre de 2010

La determinación del comienzo del mes de Ramadán


Por el Sheij Feisal Morhell

Las ciencias se diferencian en base a los temas que comprenden. Es posible basarse en realidades científicas evidentes e incuestionables como premisas de una argumentación, pero no serán las que marquen forzosamente las pautas a seguir en una materia de carácter formativo ni se referirán a aéreas que no son de su incumbencia. La geografía puede indicar límites naturales para las diferentes regiones, pero las divisiones políticas no necesariamente están acordes con ello.

En los temas religiosos, sobre todo en lo concerniente a la Jurisprudencia y las normas estipuladas en el Islam, es necesario conocer cuáles son las fuentes legítimas que permiten el reconocimiento o dictamen de las leyes. Las inferencias racionales, conjuntamente con los textos religiosos del Sagrado Corán y la Tradición acreditada, conforman las fuentes de la Jurisprudencia islámica y son las que nos demarcan el ámbito de incumbencia de los datos científicos.
El ayuno del mes de Ramadán forma parte de los pilares del Islam, y sus normas relacionadas se dividen en los siguientes temas: prescripción del ayuno en sí, la forma en que se lo realiza, las condiciones del ayunante, lo que invalida el ayuno, el tiempo en el que se lo realiza, etc.
Al tratar el tema del tiempo en el que se debe realizar el ayuno se han estipulado parámetros que son determinados por los datos científicos pero que obedecen al criterio estipulado por la legislación. Por ejemplo, el horario exacto en que se produce la alborada, esto es, en que comienza a distinguirse la línea del horizonte, está claramente establecido. En la madrugada primero se observa un ligero resplandor vertical que es llamado falsa alborada. Seguidamente comienza la progresiva iluminación del horizonte que es la verdadera alborada. Los datos científicos nos señalan el momento en que “ambas alboradas” se producen, pero es la legislación la que determina la condición “verdadera” de una de las mismas.
En el calendario religioso del Islam el día culmina al ponerse el sol; por la tanto la noche antecede al día. Por ejemplo, los actos rituales de “la noche del viernes” son realizados por los musulmanes en lo que en el calendario gregoriano es el jueves a la noche.
Con relación a la delimitación del comienzo del mes lunar sucede algo análogo. Los datos astronómicos nos señalan con mayor o menor exactitud el momento en que se produce el novilunio o nacimiento de la luna nueva, pero el criterio para el comienzo del mes no es cuando la luna sale del mahaq, esto es, atraviesa la línea imaginaria entre el Sol y La Tierra, sino cuando el hilâl o luna creciente comienza a ser visualizada.

El criterio del Sagrado Corán y la Tradición para reconocer el comienzo del mes lunar.

Los textos religiosos disponen la observación de la luna creciente o hilâl como comienzo del mes lunar para los fines religiosos. Es en base a los mismos que podemos comprender la manera en que se reconoce el comienzo de los meses lunares en lo concerniente a normas religiosas como el ayuno del mes de Ramadán.
Veamos a continuación algunos de esos textos. Dice el Sagrado Corán:
هُوَ الَّذِي جَعَلَ الشَّمْسَ ضِيَآءً وَالْقَمَرَ نُوراً وَقَدَّرَهُ مَنَازِلَ لِتَعْلَمُوا عَدَدَ السِّنِينَ وَالْحِسَابَ
Él es Quien dispuso el sol como iluminación y la luna como luz, determinando fases para ésta, de manera que así sepáis el número de los años y el cómputo. (Corán; 10: 5)
 وَالْقَمَرَ قَدَّرْنَاهُ مَنَازِلَ حَتَّى عَادَ كَالْعُرْجُونِ الْقَدِيمِ
Hemos determinado para la luna fases, hasta volverse como una vieja rama de palmera. (Corán; 36: 39)
 يَسْألونَكَ عَنِ الأَهِلَّةِ قُلْ هِيَ مَوَاقِيتُ لِلنَّاسِ وَالحَجِّ
Te preguntan acerca de los crecientes de la luna. Di: «Son indicaciones para fijar tiempos para los hombres y la peregrinación». (Corán; 2: 189)
Es el mes de Ramadán en el que fue revelado el Corán como orientación para la gente y como evidencias de la guía y de la diferenciación (entre el bien y el mal). Y quien de vosotros presencie el mes, que ayune en él. (Corán; 2: 185)

Tradiciones de la escuela de Ahlul Bait (a.s.)


عن الصادق عليه السلام حيث سُئلَ عن هلال شهر رمضان يغم علينا في تسع و عشرين من شعبان فقال: لا تصم إلا أن تراه.
الوسائل - باب 12 - من أبواب أحكام شهر رمضان حديث 2
Cierta vez se le preguntó al Imam As-Sâdiq (a.s.) acerca del hilâl del mes de Ramadán cuando el día veintinueve de Sha‘bân se encuentra nublado: “No ayunes a menos que la veas”.
Wasâ’il ash-Shî‘ah, Cap. 12: “Las normas del mes de Ramadán”, hadiz nº 2.
و عنه عليه السلام أيضاً: ليس على أهل القبلة إلا الرؤية و ليس على المسلمين إلا الرؤية.
وسائل الشيعة، ج7/183 حديث 12؛ منتهى المطلب، ج2/590.
También de él (a.s.), cuando le fue preguntado acerca de la manera de establecer el principio del mes, dijo: A la gente de la qiblah no se le admite sino la observación; a los musulmanes no se les admite sino la observación.
Wasâ’il ash-Shî‘ah, t.7, p.183. hadiz nº 12; Muntahâ al-Irb, t.2, p.590.
و عن الإمام الباقر عليه السلام : إذا رأيتم الهلال فصوموا، و إذا رأيتموه فأفطروا، و ليس بالرأي و لا بالتظني و لكن بالرؤية...
وسائل الشيعةج10ص252_ التهذيب، ج4ص156
Se narró del Imam Al-Bâqir (a.s.): Cuando veáis el hilâl ayunad, y cuando (otra vez) lo veáis cortad el ayuno. Ello no es por opinión ni conjetura, sino por la observación.
Wasâ’il ash-Shî‘ah, t.10, p.252; At-Tahdhîb, t.4, p.156.
و عن الإمام الرضا عليه السلام : صيام شهر رمضان بالرؤية و ليس بالظن.
وسائل الشيعة ج10ص63 ، التهذيب ج4ص77
Se narró del Imam Ar-Ridâ (a.s.): El ayuno del mes de Ramadân es por la observación y no por la conjetura.
Wasâ’il ash-Shî‘ah, t.10, p.63; At-Tahdhîb, t.4, p.77.

Narraciones de los hermanos sunnis sobre la observación del Hilâl

Narró Abû Hurairah: Dijo el Mensajero de Dios (s.a.w.):
عن أبي هريرة قال: قال رسول الله صلى الله عليه وآله وسلم: (إذا رأيتم الهلال فصوموا وإذا رأيتموه فافطروا فإن غم عليكم فعدوا ثلاثين يوما) رواه أحمد (ح 6041)
ومسلم (ح 1808) وابن ماجه (ح 1644) والنسائي (ح 2090).
Cuando veáis el hilâl ayunad y cuando lo veáis (otra vez) cortad el ayuno; y si está nublado para vosotros contad treinta días.
Narrado por Ahmad Ibn Hanbal (hadiz nº 6041), Muslim (hadiz nº 1808), Ibn Mâÿah (hadiz nº 1644) y An-Nisâ’î (hadiz nº 2090)
El mismo hadiz es narrado con las siguientes expresiones:
(صوموا لرؤيته وأفطروا لرؤيته فإن غبي [غمي] عليكم فأكملوا عدة شعبان ثلاثين) رواه البخاري (ح 1776) ومسلم (ح 1796) و أحمد (ح 9476).
Ayunad al verla y cortad el ayuno al verla. Si está nublado para vosotros completad treinta días de Sha‘bân.
Narrado por Al-Bujari (hadiz nº 1776), Muslim (hadiz nº 1796) y Ahmad Ibn Hanbal (hadiz nº 9476)
(صوموا لرؤيته وأفطروا لرؤيته فإن غم عليكم فعدوا ثلاثين ثم أفطروا) رواه أحمد (ح 9188) والترمذي (ح 620).
Ayunad al verlo (al hilâl) y cortad el ayuno al verlo; si está nublado para vosotros contad treinta y luego cortad el ayuno.
Narrado por Ahmad Ibn Hanbal (hadiz nº 9188) y At-Tirmidhi (hadiz nº 620)
وفي لفظ: أن رسول الله صلى الله عليه وسلم ذكر رمضان فقال: (لا تصوموا حتى تروا الهلال، ولا تفطروا حتى تروه). رواه البخاري (ح 1773).
El Mensajero de Dios se refería al mes de Ramadán y dijo: No ayunéis hasta que veáis el hilâl y no cortéis el ayuno hasta verlo.
Narrado por Al-Bujari (hadiz nº 1773)

El hilâl y el día después de la observación

No existe un punto o zona determinada donde nazca la luna cada mes sino que esto varía cada mes.
Si el hecho de atravesar la línea imaginaria entre el sol y la Tierra (momento del novilunio o mahaq) marcara el comienzo del mes, eso significaría que el mes podría comenzar en medio del día o en medio de la noche, lo cual es obviamente insostenible.
El acaecimiento del novilunio es un momento preciso para los astrónomos, pero es determinado por cálculos astronómicos y no por la observación directa puesto que ésta es imposible en ese momento. Lo que el Sagrado Corán y las narraciones nos dicen es que se debe observar el hilâl y no el mahaq o novilunio.
Si el hilâl solo pudiera comenzar a ser visible a la mitad del día eso no significa que al comienzo del día no era Ramadán y luego sí lo es, sino que máxime indicaría el comienzo del mes al día siguiente. La luna no se atiene al meridiano de Greenwich ni a su antimeridiano para considerar el comienzo del día. De esta manera, al comenzar a ser observada en un lugar, ello indica el comienzo del mes al otro día solo para las zonas al oeste de esa misma latitud (y no necesariamente las zonas al oeste pero en otra longitud).
A menos que tuviera lugar un error el día anterior, al ver el hilâl consideramos que el día siguiente será el primero del mes.
Si los calendarios astronómicos señalan que se produce la luna nueva en un día en particular, será imposible que el mes lunar del Islam comience ese mismo día, puesto que en el mejor de los casos al momento de la puesta del sol la luna tendrá edad suficiente y podrá verse el hilâl que demarcará el día siguiente como comienzo del mes.

La orientación de los datos astronómicos para observar el hilâl

La posibilidad de observar la luna creciente depende de varios factores:
1- Que la luna haya superado el mahaq o traspasado la línea imaginaria entre la Tierra y el sol antes de que el sol se oculte en el horizonte, puesto que lo que buscamos es el hilâl (el creciente) lo cual es una etapa posterior al mahaq (luna nueva)
2- La edad de la luna. En las primeras horas de producido el novilunio no es posible de visualizar puesto que no refleja hacia la Tierra la luz suficiente para manifestarse como hilâl o luna creciente. La luna con menos edad cuya observación sin instrumentos ha sido documentada fue de 13 horas y 14 minutos, y fue registrada por el astrónomo Stamm el día 20 / 01 / 1996. Puede ser visible con muy buenas condiciones luego de unas 15 horas en zonas templadas, y es fácilmente visible luego de unas 20 horas.
3- Que la luna se ponga después que el sol, puesto que en las primeras horas de vida la iluminación de la luna es muy tenue y solamente puede ser visualizada cuando merma la luminosidad del firmamento.
4- La altitud respecto al sol cuando éste se ha puesto. Con una altitud de menos de 7 grados no es posible verla.
La menor altitud documentada de la luna con la que pudo verse a simple vista fue de 6.6 grados, y fue registrada también por el astrónomo Stamm el 13 / 10 / 2004. Anteriormente había sido registrada por Pierce una altitud de 7.7 grados. Una luna muy alta no necesariamente indica que es el día 2, puesto que si el día anterior la luna se puso solo un poco antes que el sol no habrá podido ser vista, y al día siguiente lo hará unos 50 minutos después.
5- Tiempo de permanencia del hilâl después de la puesta del sol. El menor tiempo de permanencia documentado del hilâl fue de 21 minutos, y fue registrado por Stamm el 2/11/2005.
6- El lugar de la Tierra desde donde se la observa. La observación del hilâl también depende de la longitud y la latitud de las diferentes zonas (por refracción de la luz al atravesar las capas de la atmósfera, por el ángulo de la luna desde el que se refleja la luz del sol, en menor medida por las diferencias topográficas, etc.).

¿Horizonte u Horizontes?

Al ser numerosos los factores para poder observar el hilâl entendemos por qué puede haber diferencia en la posibilidad de ver la luna en las diferentes regiones. De esta manera no existen dos lugares sobre la Tierra que tengan las mismas condiciones, incluso dentro de un mismo país. De esta manera, son los sabios en Jurisprudencia de las diferentes escuelas quienes luego de profundos estudios de los textos religiosos concluyen si la observación del hilâl tiene validez regional, mundial, para zonas al oeste de la observación, etc. La mayoría de los sabios actuales sostiene la validez regional de la observación.

La comprobación del hilâl

Las vías de comprobación del hilâl son las siguientes:
1- La observación directa del hilâl: Esto lo concluimos de las siguientes narraciones (todas ellas catalogadas sahîh o muy confiables):
عن الصادق (ع): (فإذا رأيت الهلال فصم، وإذارأيته فأفطر)
الوسائل ، باب 11 من أبواب أحكام شهر رمضان ، حديث 13.
Dijo el Imam As-Sâdiq (a.s.): Cuando veas el hilâl ayuna, y cuando lo veas (nuevamente) corta el ayuno.
Wasâ’il ash-Shî’ah, cap. 11: Sobre las normas del ayuno, hadiz nº 13
عن الكاظم(ع): (انه سأل أخاه موسى (ع) عن الرجل يرى الهلال في شهر رمضان وحده لا يبصره غيره، أله صوم؟ قال: إذا لم يشك فيه فليصم، وإلا فليصم مع الناس).
 المصدر نفسه، باب 11، حديث 10.
Se narró de ‘Alî ibn Ÿa‘far que le preguntó a su hermano Musâ ibn Ÿa‘far (a.s.) sobre un hombre que solo él ve el hilâl del mes de Ramadán sin que nadie más lo vea. ¿Acaso debe ayunar? Respondió: Si no tiene duda alguna que ayune y si no es así que ayune con el resto de las personas.
Wasâ’il ash-Shî’ah, cap. 11: Sobre las normas del ayuno, hadiz nº 10
عن أبي عبد الله(ع) انه سُئل عن الأهلّة فقال: (هي أهلة الشهور، فإذا رأيت الهلال فصم، وإذا رأيته فأفطر).
 المصدر نفسه، باب 21، حديث 3.
Se le preguntó al Imam As-Sadiq (a.s.) sobre el significado de “los crecientes de la luna” (ahil·lah). Dijo: Son los crecientes de los meses. Si ves el hilâl ayuna, y cuando lo veas (nuevamente) corta el ayuno.
Wasâ’il ash-Shî’ah, cap. 2: Sobre las normas del ayuno, hadiz nº 3
2- El testimonio de personas justas sobre que vieron el hilâl: Algunas narraciones indican que una sola persona justa sería suficiente.
عن الباقر (ع) قال: (قال أميرالمؤمنين عليه السلام: إذا رأيتم الهلال فافطروا، أو شهد عليه عدل من المسلمين)
 المصدر نفسه، باب 51، حديث 1.
Dijo el Imam Al-Bâqir (a.s.): Dijo Amîr Al-Mu’minîn ‘Ali (a.s.): Cuando veáis el hilâl ayunad, o bien cuando dé testimonio de ello una persona justa de entre los musulmanes.
Wasâ’il ash-Shî’ah, cap. 51: Sobre las normas del ayuno, hadiz nº 1
Si bien la mayoría de las narraciones señalan que deben ser dos personas:
عن الصادق (ع) انه قال: (صُم لرؤية الهلال وأفطر لرؤيته، فان شهد عندك شاهدان مرضيان بأنهما رأياه فاقضه)
المصدر نفسه، باب 01، حديث 2.
Se narró del Imam As-Sâdiq (a.s.): Ayuna al ver el hilâl y corta el ayuno al verlo (otra vez). Si dos testigos de los que estés complacido dan testimonio ante ti  que la vieron, juzga que ello es así.
Wasâ’il ash-Shî’ah, cap. 1: Sobre las normas del ayuno, hadiz nº 2
عن الصادق (ع): (أن علياً عليه السلام كان يقول: لا أجيز في رؤية الهلال إلا شهادة رجلين عدلين)
 المصدر نفسه، باب 3، حديث 1.
Se narró del Imam As-Sadiq (a.s.): Alî (a.s.) solía decir: No autorizo con relación a la observación del hilâl sino el testimonio de dos hombres justos.
Wasâ’il ash-Shî’ah, cap. 3: Sobre las normas del ayuno, hadiz nº 1
3- El testimonio de numerosas personas y ser tan notorio al punto que la información origina confianza:
عن الصادق (ع) قال: (صُم للرؤية وافطر للرؤية، وليس رؤية الهلال أن يجيء الرجل والرجلان فيقولان رأينا، إنما الرؤية أن يقول القائل: رأيت، فيقول القوم صدق)
 المصدر نفسه، باب 11، حديث 5.
Del Imam As-Sâdiq (a.s.): Ayuna al observar (el hilâl) y corta el ayuno al verlo. No se comprueba la observación del hilâl si uno o dos hombres dicen: “Lo hemos visto”, sino que cuando alguien dice: “Lo he visto”, y es corroborado por la gente que dice: “Ha dicho la verdad”.
Wasâ’il ash-Shî’ah, cap. 11: Sobre las normas del ayuno, hadiz nº 5
4- Que hayan pasado treinta días del comienzo del mes anterior:
عن الباقر(ع): (فإذا خفي الشهر فأتموا العدة شعبان ثلاثين يوماً، وصوموا الواحدوالثلاثين)
 المصدر نفسه، باب 8، حديث 1.
Del Imam Al-Bâqir (a.s.): Si el mes se oculta completad la cuenta del mes de Sha‘bân con treinta días, y ayunad el día treinta y uno.
Wasâ’il ash-Shî’ah, cap. 8: Sobre las normas del ayuno, hadiz nº 1

Los alcances de confirmación del hilâl a través de los datos astronómicos

Si los testigos informaron haber visto el hilâl y todavía no se produjo el mahaq, esto es, la luna no ha cruzado la línea imaginaria entre el sol y la Tierra, los datos servirán para anular el testimonio.
Si está nublado y los medios astronómicos informan que si no lo estuviera no existe duda que sería observada, se considera como tal.
Entonces la astronomía determina:
1- Cuando es imposible que sea vista (certeza de que no se ve el hilâl, por ejemplo antes de alcanzar el mahaq)
2- Plantea diferentes posibilidades de su visión (solo orienta y no brinda certeza, esto es solo una estimación de su visibilidad con instrumentos, sin instrumentos, con condiciones ideales o a simple vista)
3- Cuando existe certeza que puede ser vista (certeza de que se puede ver el hilâl, por ejemplo a las 23 horas de cruzar el mahaq)

Ramadán de 1431 (2010)


La luna nace el día 10 de agosto de 2010 a las 03: 07 GMT., lo cual equivale a los siguientes horarios:
Ciudad
Día en que se produce la luna nueva
Hora en que nace la luna
Puesta de sol siguiente al nacimiento de la luna
Edad del hilâl a la puesta del sol
Hora en que se pone la luna luego de la puesta del sol
Granada
10/08/2010
03:09
20:13
17: 04
20:19
Mar del Plata
10/08/2010
00:29
18:10    
17: 41
19:08
San Miguel de Tucumán
10/08/2010
00:34
18:58
18: 24
19:49
Santiago de Chile
09/08/2010
23:42
18:11
18: 29
19:07
Caracas
09/08/2010
23:25
18:49
19: 24
19:19
Cali
09/08/2010
22:39
18:18
19: 39
18:54

Los observatorios astronómicos islámicos consideran todos los factores mencionados y realizan estimaciones sobre la visibilidad del hilâl.
Algunos brindan relevancia a todos los factores y variables, y otros no consideran relevante algunas, pero en general hay gran coincidencia.

Las siguientes son estimaciones del hilâl del mes de Ramadán de este año realizadas por diferentes observatorios:
. El observatorio astronómico de Sudáfrica (SAAO), que sigue criterios muy precisos de medición, relaciona la elevación del hilâl con la diferencia del azimut entre el sol y la luna.
. Otro de los criterios más exactos es el llamado “criterio YALLOP”, el cual relaciona entre el espesor aparente del hilâl y la diferencia de elevación entre el sol y la luna en el arco de visión. En este criterio se dividen las posibilidades de visibilidad del hilâl en tres:
1- Posible solamente con instrumentos ópticos.
2- Posible localizando primeramente el hilâl con instrumentos y luego a simple vista con muy buenas condiciones climáticas.
3- Visibilidad posible a simple vista.
Siguiendo estos criterios y otros semejantes, distintos observatorios ofrecen cuadros de estimación de visibilidad de los días relacionados al comienzo del mes lunar:

Pagina web: http://moonsighting.com/

Dia 9 de Agosto

Al no producirse el mahaq hasta el día 10 a las 03:07 GMT, será imposible ver el hilâl durante la puesta del sol del día 9 en todo el planeta, por lo tanto el día 10 de agosto no será 1º de Ramadán en ningún lugar.

Día 10 de agosto





A- Fácilmente visible a simple vista
B-Visible si es que hay perfectas condiciones atmosféricas
C- Se necesitará ayuda óptica para ubicar el hilâl
D- Visible solo con instrumentos ópticos

Es posible que el hilâl pueda ser avistado el día 10 de Agosto en la mayoría de los países sudamericanos con condiciones climáticas favorables. Por lo tanto, el día 11 de Agosto podría ser el 1º del mes lunar. Sin embargo, mientras no se verifique será considerado “Día de la Duda”, por lo que se deberá ayunar por precaución con intención de último día de Sha’abân. Si después se comprueba que era el día 1 de Ramadán, ese día de ayuno se contará como 1º del mes de Ramadán.

Día 11 de agosto






A- Fácilmente visible a simple vista
B-Visible si es que hay perfectas condiciones atmosféricas
C- Se necesitará ayuda óptica para ubicar el hilâl
D- Visible solo con instrumentos ópticos

El hilâl podrá ser avistado fácilmente el día 11 de agosto en la mayoría de los países islámicos y en España, y en el resto de los países europeos con condiciones climáticas favorables. Por lo tanto para éstos el día 12 de agosto podría ser el 1º del mes lunar.

Página web: http://hilalsighting.org/

Día 10 de agosto





A- Hilâl fácilmente visible
B- Visibilidad posible si la atmósfera se encuentra completamente despejada
C- Para ubicar inicialmente el hilâl tal vez se necesite telescopio
D- Buscar el hilâl necesita telescopio
E- No es visible con telescopio
F- Imposibilidad de ser vista – fuera de los límites de Danjon

En el oeste argentino y Chile se podría ver fácilmente el hilâl. En el resto de Sudamérica se podría ver con condiciones climáticas muy favorables. Por lo tanto el día 11 de Agosto sería el 1º del mes lunar.

Día 11 de Agosto




Página web: http://www.icoproject.org/

Día 10 de Agosto




Rojo: Imposible
Sin color: No es factible
Azul: Necesita instrumentos ópticos
Rosa: Puede ser visto a simple vista
Verde: Fácilmente visible a simple vista

11 de Agosto


Rojo: Imposible
Sin color: No es factible
Azul: Necesita instrumentos ópticos
Rosa: Puede ser visto a simple vista
Verde: Fácilmente visible a simple vista

Los calendarios astronómicos son cálculos tal vez muy precisos, pero dentro del espectro de las posibilidades de visibilidad no conforman más que una guía. Los cálculos astronómicos pueden ser una prueba de valor en lo concerniente a la fijación de ubicaciones siderales y el acontecer de sucesos, pero no lo son en cuestiones de carácter estipulativo, como la denominación de las regiones y los tiempos. Espero que los hermanos musulmanes de las diferentes regiones puedan colaborar en el avistamiento del hilâl, puesto que es el testimonio de las personas lo que en definitiva legitimará el comienzo del Sagrado mes de Ramadán.

Was Salam
Feisal Morhell
9 / 8 / 2010









No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada